Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘ARTE VISIGODO’

DENTRO VIDEO

1.- Introducción histórica.

Denominamos “arte prerrománico” al conjunto de manifestaciones artísticas que se desarrollaron en la Europa occidental tras la desintegración del Imperio Romano de Occidente, en el siglo V (año 476 d. C.) hasta aproximadamente el año 1000, inicios del siglo XI.

La caída del imperio romano se produjo como consecuencia de la invasión de los denominados pueblos germánicos o pueblos “bárbaros” (suevos, vándalos, alanos, godos, visigodos, ostrogodos, lombardos francos, alemanes, sajones…), que se asentaron en distintas regiones o comarcas del continente.

Destacan tres características básicas que definen esta etapa de la Alta Edad Media europea:

a) Políticamente, Europa se divide en un mosaico de pequeños estados (desintegración política), iniciándose un proceso de regionalización, disgregación e inseguridad. Sin embargo, algunos de los cuales, se fueron convirtiendo posteriormente en importantes reinos, e incluso, los mejor estructurados políticamente llegaron a constituir reconocidos imperios (carolingio).

b) Desde el punto de vista social y económico se dio un proceso de ruralización (decaimiento del mundo urbano, de las ciudades y de las rutas comerciales) con un predominio abrumador de las actividades rurales, del sector primario (agricultura de subsistencia) y una cada vez mayor estratificación social, con vínculos de dependencia entre unos grupos y otros (proceso de feudalización).

c) Culturalmente se consolidó el cristianismo que actuó como elemento unificador e integrador entorno a la Iglesia católica que asumió una importantísima estructura de poder.

En suma, la Europa de estos siglos se caracterizó por la pervivencia de elementos culturales romanos, la aportación de elementos germánicos y el cristianismo como lazo o nexo de unión.

2.- Características generales.

En la mitad occidental de Europa el arte evoluciona de una manera singular. Se trata de una etapa compleja en la que se funden formas clásicas y germánicas, influencias bizantinas e incluso musulmanas, pero bajo la estética y principios que configuran el cristianismo.

Se distinguen estilos muy diferentes como el Visigodo, Merovingio, Anglosajón, Irlandés, Ostrogodo, Carolingio, Otónida, Asturiano, o Mozárabe.

La Iglesia impuso una política cultural y artística, adquirió el papel formativo y divulgativo en esa sociedad y asumió el liderazgo en el mecenazgo artístico, ya que se convirtió en el poder real que económicamente podía permitírselo, sirviéndose del arte como inmejorable elemento propagandístico y evangelizador.

En resumen es un arte del medio rural, con soluciones modestas y sencillas, disgregado en múltiples reinos independientes que le aportan un sello autónomo, marcado por una influencia de modelos y recursos clásicos e interpretados bajo la influencia decisiva de la Iglesia.

 EL ARTE VISIGODO.

Los visigodos (los más romanizados de todos los pueblos bárbaros) se asentaron en la península Ibérica, tras su expulsión de Francia porlos francos.

 Es el arte que se desarrolló en la Península Ibérica entre los siglos V al VIII, durante el dominio de la monarquía visigoda.

 Destacan las manifestaciones arquitectónicas religiosas y de orfebrería (artes decorativas), que fue su máxima aportación.

 Se distinguen dos periodos:

1º) siglos V y VI hasta la aceptación y conversión al catolicismo (s. VI) de Recaredo y abandono del arrianismo * (herejía de Arriano según la cual Jesucristo es la más perfecta de las criaturas humanas pero carente de atribuciones divinas), herejía condenada en el primer Concilio de Nicea (año 525);

2º Posterior a la conversión, Concilio de Toledo de 589 (s. VII – VIII), hasta el 711, invasión árabe. En esta segunda etapa se produjo sus mejores obras. Su mayor esplendor coincide con los monarcas Leovigildo y Recaredo.

 No es una arte con características propias sino que toma elementos del tardorromano y del arte bizantino, salvo en las artes suntuarias, que responden únicamente a la cultura germánica

3.1. Arquitectura.

Destacan tres elementos característicos:

  • El muro de sillería (grandes sillares de piedra bastante regular en seco y tallada).
  • El arco de herradura
  •  La cubierta abovedada (de cañón, de arista construida de ladrillo, o pequeña cúpula de tipo bizantino) y techumbre de madera a dos aguas.

Respecto a la planta de los edificios encontramos:

  • Planta basilical de tres naves: San Juan de Baños (Palencia), construida por Recesvinto.
  • Planta de una nave con dos cámaras muy alargadas laterales del mismo tamaño que la nave: Quintanilla de las Viñas (Burgos).
  • Planta de cruz griega: San Fructuoso de Montelios (Portugal),

con cúpulas; Santa Comba de Bande (Orense), con magnífica bóveda de aristas en el crucero; y la tardía de San Pedro de la Nave (Zamora), con cámara sobre la capilla mayor.

 Todas tienen capilla mayor exenta y rectangular, dos sacristías independientes a la cabecera de forma cuadrada y un pórtico saliente a los pies.

  • Como elementos de soporte destacan las columnas con capiteles,decorados con temas religiosos y geométricos de influencia romana y bizantina.
  • Escasez de vanos y uso de ventanas de un solo hueco con celosías.

DENTRO VIDEO

Numerosos los restos encontrados y siempre al servicio de la arquitectura (relieves en canceles, pilastras, tenantes de altar, nichos…). Las  Imágenes  son planas, toscas y torpes.

Predominio de temas religiosos (relatos de los Evangelios, ángeles,santos,apóstoles),vegetales y animales muy esquematizados (hojas de vid, aves).Ej, frisos y capiteles de Quintanilla de las Viñas y San Pedro de la Nave.

La orfebrería.

Desde el siglo VI se encuentran las primeras manifestaciones y es típica de los pueblos germánicos: gusto por el oro, las piedras preciosas y los vidrios de colores.

 Destacan las fíbulas en forma de águila, con pequeñas cavidades en el alma del metal en la que se embutía pasta vítrea. Sobresalen los tesoros de Guarrazar y de Torredonjimeno (s. VII,  con clara influencia bizantina.

Predominan las cruces, cadenillas de oro y las coronas donadas por los reyes a las iglesias: coronas votivas de Recesvinto, Suintila y la del abad Teodosio.

4.- ARTE ASTURIANO.

Con la invasión musulmana en el año 711 y la rápida ocupación de la península Ibérica por estos, se produjo la desaparición del reino visigodo. Sin embargo, permaneció un pequeño grupo de resistencia cristiano en las alejadas tierras de la cordillera Cantábrica, en su vertiente de barlovento, constituyendo el denominado reino de Asturias. La victoria de Covadonga (con don Pelayo) hacia el año 722 supuso su inicio, en cierto modo con la pretensión de resucitar la desaparecida monarquía visigoda. Su capital se estableció en Oviedo se convirtiendose en una especie de ciudad sagrada a la que llegó un importante número de reliquias.

El arte asturiano se desarrolló entre los siglos VIII y X. Se diferencian tres etapas a lo largo de tres reinados:

– Periodo prerramirense: durante el reinado de Alfonso II el Casto (791-842). (San Julián de Prados, Cámara Santa de Oviedo, Santa María de Bandes, San Pedro de Nora y San Tirso en Oviedo).

– Periodo ramiresne: con Ramiro I (842-850). Momento culminante. (Santa María del Naranco, San Miguel de Lillo, Santa Cristina de Lena).

– Periodo postramirense: reinado de Alfonso III el Magno (866-910). (San Salvador de Valdediós, Santiago de Gobiendes, San Salvador de Priesca, San Adriano de Tuñón).

Funde, recoge y aúna aspectos de tradición romana (clásica), elementos decorativos visigóticos, influencias llegadas de Europa (arte carolingio), aportaciones mozárabes y elementos orientales del arte bizantino.

4.1. Arquitectura.

Características generales:

a. . Cubierta generalizada de bóvedas, especialmente de cañón

b. Edificios de logradas proporciones, de gran altura y verticalidad. Empleo de contrafuertes y arquerías ciegas en el exterior del muro y arcos fajones en el interior que contrarrestan los empujes de las bóvedas.

c. Los muros de los edificios suelen combinar los grandes sillares de piedra y la mampostería.

d. Gran variedad de soportes: empleo del arco de medio punto clásico bastante peraltado, con capiteles corintios o de tronco piramidal, sostenido por pilares de sección cuadrada, atreviéndose al ensayo del cruciforme. También emplearon los arcos de herradura y el aparejo de ladrillo.

e. Predominio de la planta basilical de tres naves con amplio crucero. La cabecera es triple, de ábsides rectangulares en el interior y en el exterior.

Encima de la capilla mayor suele encontrarse una cámara secreta (cámara del tesoro) accesible desde el exterior, por una ventana. En la parte de los pies y en la zona alta destaca la tribuna a la que accedía el monarca para asistir a la liturgia sin ser visto.

f. Escasez de vanos y uso de ventanas geminadas.

h. Riqueza ornamental. Motivos de cintas y discos, sogueado decorando el fuste de las columnas, medallones y celosías de origen romano.

Artes figurativas: escultura y pintura.

Tanto la escultura como la pintura están al servicio de la arquitectura. La escultura desempeñó un papel secundario o fue casi inexistente. Destacan los relieves de las jambas de San Miguel de Lillo con escenas de circo y los relieves en los medallones de Santa María del Naranco, con temas orientales Igual ocurre con las representaciones pictóricas, siendo las más importantes las de San Julián de Prados con temas de perspectivas de iglesias, palacios, cruces y motivos geométricos.

 Artes aplicadas: la orfebrería.

Es de gran calidad, destacando: La Cruz de los Ángeles,  encargada por Alfonso II (año 808) para simbolizar la autoridad de la monarquía astur frente al poder musulmán. Está revestida de oro, piedras preciosas y camafeos romanos. El alma de madera tiene una cajita en la que

se guardaba un fragmento de la cruz de Cristo (lignum crucis); La Cruz de La Victoria, donada por Alfonso III (908) a la catedral de Oviedo. Incluye esmaltescon pequeños animales y piedras preciosas.  La Caja de Ágatas,  La Caja relicario de Astorga (León) donada por Alfonso III y su esposa Jimena hacia el año 900.

 ARTE MOZÁRABE.

Es el arte producido por los cristianos que mantuvieron su religión y cultura en el Al- Andalus, así como el realizado por las comunidades mozárabes emigradas en el siglo IX y X a la cuenca del Duero y en el alto Ebro, extendiéndose hacia el sur de Galicia, Cantabria y el Pirineo. Está relacionado con procesos históricos como la reconquista y repoblación del territorio castellano – leonés.

El arte mozárabe se concentra en territorios del antiguo reino de León (principales muestras). Su periodo de esplendor fue el siglo X (siglo de transición y de escasa brillantez artística en Europa). Cronológicamente sucedió al arte asturiano, que a su vez suplió al visigodo en la zona cristiana de la Península Ibérica.  Es un arte con claras influencias islámicas y bizantinas.

Arquitectura.

No se da una unidad artística por su dispersión.

Emplea gran variedad de materiales constructivos, aprovechando materiales de construcciones anteriores.

Empleo del arco de herradura califal, más cerrado que el visigodo, enmarcado por el alfiz, alternando la policromía en las dovelas del arco.

– Cubiertas muy variadas: de madera, bóvedas de nervios de tipo califal, gallonadas (que se organiza con bovedillas como los gajos de una naranja).

Las cornisas y aleros muy salientes descansan sobre modillones de rollos, como cilindros, siendo el primero mayor que los restantes.

Aunque su origen es musulmán, en su decoración se emplean temas de tradición visigótica.

Gran diversificación en cuanto a las plantas: de una o varias naves, de tipo basilical, de ábsides contrapuestos, de cruz griega, perogeneralmente, con cabecera cuadrada al exterior y de herradura alinterior.

Iglesias de tamaño reducido, pequeño. Los espacios están fuertemente compartimentados, accediéndose al interior por los laterales.

Muros gruesos realizados con todo tipo de materiales (ladrillo, mampostería, sillares) y aparejados de las formas más diversas.

PRINCIPALES MANIFESTACIONES ARQUITECTÓNICAS:

Atendiendo a su distribución geográfica:

a) Arquitectura mozárabe de la España islámica: Bobastro (Málaga),  Santa María de Melque (Toledo), de planta de cruz griega y con tradición visigoda.

b) Catellano-leonesa: San Cebrián de Mazote(Valladolid), de planta basilical y ábsides contrapuestos; Santa María de Lebeña(Santander), destacan sus pilares con columnas adosadas e influencia asturiana en la cabecera con tres capillas rectangulares; San Baudilio de Berlanga (Soria), de planta cuadrada con una columna central en la que apoyan ocho arcos de herradura a modo de palmera sobre la que hay una diminuta cámara del tesoro; San Millán de la Cogolla (Logroño), de dos naves y bóvedas de crucería; San Miguel de la Escalada(León),

Santiago de Peñalba, con ábsides contrapuestos, planta de cruz latina, bóveda gallonada en el crucero y dos cámaras laterales de tradición visigoda y con restos de decoración mural;

c) Aragonés: San Juan de la Peña, iglesia subterránea de dos naves.

 Pintura. Miniatura.

Se realizaban en los “scriptoria” de los monasterios Son textos que se ilustraban, denominados beatos y códices. De influencia visigoda y asturiana como los Comentarios del Beato de Líebana al Apocalipsis de San Juan, redactados hacia 776.Utilización de colores intensos.Figuras distribuidas sobre los fondos de bandas cromáticas, sin gradación tonal dando sensación de irrealidad, con contornos muy marcados. Intenso dramatismo y expresionismo.Escasa representación de los rasgos anatómicos y rostros con ojos grandes de exorbitadas miradas.

 Aparición de animales fantásticos, híbridos, monstruos y figuras diabólicas (aportación mozárabe a la iconografía románica) que hacen referencia a los castigos y plagas que traerá el Juicio Final a los pecadores.

Anuncios

Read Full Post »